info@universitariocontrabajo.com 610 788 830

Líderes o jefes ¿Son saludables las relaciones en tu trabajo?

La frase: “La gente no renuncia a las empresas, renuncia a los malos jefes” dicho por un Gerente de Felicidad, cargo en boga actualmente, a partir de los excelentes resultados en empresas sólidas y con gran crecimiento- nos hace reflexionar sobre lo trascendental de las relaciones en nuestro trabajo. No es más que mirar a nuestro alrededor y darnos cuenta de las posturas, miradas, gestos, discursos de nuestros pares, autoridades o subalternos –si es el caso- para darnos cuenta de cuán saludables somos y cuánto de esto es validado por los demás.

Es cierto que en el contexto actual, la lógica de las organizaciones se asienta en una idealización del mercado, la competencia, la eficiencia y el individualismo, sin embargo y paradójicamente tanto empleados como empleadores, han puesto su mirada en el fortalecimiento de las emociones y la salud laboral, por lo que se ha apostado a invertir en iniciativas innovadoras como gestionar la felicidad.

Según este gerente de felicidad, en una empresa financiera, argumenta que son muchas variables las que hacen más felices a los trabajadores, una importante es encontrarle sentido al trabajo que tenemos y el otro, es el  rol de la jefatura, tener jefes alineados con el concepto de que las personas son el centro, es vital. Menciona que si tu trayectoria laboral te ha permitido tener un cargo de responsabilidad, hay un deber ético con las personas que te acompañan. “No sacamos nada con tener trabajadores que les guste el trabajo y a los que el jefe les haga la vida imposible” Además señala, hay investigaciones que sustentan el hecho de que la gente no renuncia a las empresas, renuncia a los malos jefes. Comenta  que han implementado un plan de entrenamiento exigente, para hacer entender a los jefes que liderar es una cuestión de afectos, que son personas iguales que el resto de la gente y que sólo tienen una responsabilidad distinta.

Si bien es cierto, que es un camino por el que muchas organizaciones han comenzado a transitar, en algunos casos con apertura, mientras que en otras con recelo, también es necesario tener en cuenta que son los líderes y/o jefes quienes marcan la pauta, para potenciar o clausurar  hábitos saludables en las relaciones de trabajo, vale decir, lugar donde pasamos la mayor parte del tiempo. Cuando los que dirigen son superados en su capacidad de conducir, se les ve inseguros, erráticos, movidos por la autoprotección y afanados por respuestas populistas que desatienden los problemas reales. Este escenario, hace que las personas se retraigan y se sumerjan en el aislamiento. Mientras que, quienes tienen la posibilidad de propiciar espacios más creativos y espontáneos, permiten que se diluyan  ansiedades, se concentren energías en la realización de las tareas y muy importante, se produzca la apropiación del trabajo. Cada uno es creador de respuestas más innovadores  y/o ejecutor de acciones más  adecuadas ante situaciones inesperadas.

Comparto una lista –bastante difundida en las redes sociales-  con características bien interesantes de Líder y Jefe. Los invito a poder revisar-nos, desde el rol que actualmente desempeñemos y considerar lo que es necesario potenciar, afirmar o descartar, según el caso, teniendo en cuenta si estamos realmente orientados a la expansión de relaciones más saludables en nuestro espacio laboral. Recuerda,  todos tenemos la posibilidad de ejercer liderazgos o jefaturas, la diferencia está en cómo ponemos al servicio de ello, nuestras habilidades y competencias.

Tabla de Rut Bracamonte.003

Profesional de Recursos Humanos y Psicoterapeuta, especialista en trabajo grupal y enfocada en las actividades inherentes al control, planificación, ejecución, supervisión y desarrollo del talento humano.
Más de 5 años de experiencia en Recursos Humanos y posiciones relacionadas, en empresas del rubro automotriz, aduanero, educativo y TI.
  • Buen documento tengo 55 años de edad y cerca de 35 años laborando
    Consideró que mi formación técnica y profesional sumada a la experiencia y estabilidad a sido la razón por lo cual este aún colaborando en esta empresa pero hay algo que hoy me preocupa y es que aún se valora mas la calidad técnica que la calidad humana sumado a la pérdida de estabilidad laboral donde las personas nuevas sólo piensan en un mejor salario y no en un mejor ambienté laboral será este el liderazgo de las empresas del futuro me refiero a estos nuevos profesionales donde sólo se piensa que un corto tiempo se deben resolver todas sus necesidades impuetas por una sociedad de consumo acompañado esto de jóvenes con una supuesta experiencia académica pero con una corta madures como personas y con fuertes valores a lo material y no espiritual y con poca capacidad de liderazgo pues cada día más quieren ser más independientes lo cual sin percatarse contribuyen a la pérdida de estabilidad laboral pues sólo se vuelven eventuales y de paso en las empresas pues si está no soluciona rápido rápido sus necesidades les resulta muy fasil cambiar a otra sindarce el tiempo de crecer como profesiones siquiera. serán estos los líderes que le tocarán a a las empresas del futuro.

Deja tu comentario

Your email address will not be published.