info@universitariocontrabajo.com 610 788 830

La 6 ventajas de dar Feedback Positivo

La importancia de dar Feedback Positivo

El feedback es toda aquella información que se les da a los empleados acerca de cómo han elaborado su trabajo, cómo ha sido su actitud en determinadas situaciones, qué aspectos deben corregir de cara al futuro, etc.

Lo más habitual hoy en día es dar feedback “negativo”. Es decir, destacar los comportamientos negativos. Nos reunimos con el empleado y le comentamos todos aquellos asuntos que creemos que debe corregir para alcanzar el nivel de excelencia en su trabajo. Por ejemplo: “Con este cliente no tendrías que haber sido tan tajante en la interlocución”, “Este informe no lo puedes presentar en este formato porque el cliente ya nos avisó que no estaba bien así”.

El feedback negativo sirve como vemos para corregir cualquier tipo de desviación que afecta a los estándares que marca la organización. Debe realizarse de una forma en la que no se genere ningún tipo de conflicto con el trabajador, de tal forma que en lugar de algo negativo lo vea como algo en lo que mejorar.

Por otro lado, existe el denominado feedback positivo. En su forma es totalmente opuesto al anterior aunque comparten el mismo fin: servir como ayuda para el mejor desarrollo profesional del trabajador.

Hay personas que no le dan mucha importancia a este tipo de feedback, ya que piensan de forma errónea que es simplemente “dar la enhorabuena al trabajador por hacer bien su trabajo”. Dar feedback positivo es una herramienta que va mucho más allá de ese simple hecho.

Al igual que a todos nos gusta que nos digan las cosas que hacemos mal para mejorar y no volver a repetirlas en el futuro también es de agradecer que se nos reconozca nuestra labor en determinadas situaciones. El feedback positivo no es decirle al trabajador todos los días de la semana al terminar la jornada laboral “Hoy has trabajado bien, Paco. ¡Hasta mañana!”.

Mediante el feedback positivo se consigue una mayor motivación del trabajador a través del reconocimiento de su buena práctica a la hora de realizar su trabajo, ya sea porque esta “buena praxis” se viene repitiendo a lo largo del tiempo o bien porque las circunstancias del entorno en ese momento no eran las idóneas para conseguir un resultado excelente (preparar una presentación para un cliente con muy poco tiempo de antelación con un resultado positivo, por ejemplo).

Todos tenemos puntos de mejora en nuestro trabajo, por lo que en el feedback positivo se intercalarán también críticas constructivas para mejorar en los puntos débiles del empleado. Lo más habitual es utilizar la técnica del “sándwich” ( comentario positivo – crítica constructiva – comentario positivo).

Las ventajas que nos puede aportar el feedback positivo son:

Mayor motivación en el personal: el trabajador recibirá este feedback como una píldora para seguir haciendo su trabajo de la misma forma.

– Esta motivación afectará de manera positiva en su productividad. Un trabajador motivado es un trabajador productivo.

– En cierto modo el trabajador aumenta su compromiso con la organización. Sabe que está haciendo bien su trabajo y la organización se lo reconoce, por lo que se siente cada vez más identificado con ella.

– Hace hincapié en aspectos del trabajador a mejorar, pero de forma tal que el empleado los recibe como crítica constructiva y no como algo negativo, lo que favorece el cambio.

Aumenta el grado de comunicación entre los miembros de la organización con sus superiores.

– Para los mandos superiores encargados de dar feedback esta herramienta sirve como muestra de liderazgo en la empresa. Un buen líder debe saber motivar a sus empleados, y el feedback es una buena prueba para demostrar esa capacidad.

A pesar de parecer un proceso sencillo requiere una planificación previa. Hay que analizar el qué decir y el cómo decirlo, de tal forma que el trabajador reconozca los puntos a mejorar y sepa los actos a seguir para hacerlo. Debe ser una crítica constructiva clara y concisa, y de la cual se extraiga la solución. Sobra decir que a la hora de dar feedback sobre el trabajo no podemos dejarnos guiar por opiniones personales hacia el empleado.

En definitiva, la planificación a la hora de dar feedback beneficia a todos por igual. A la organización en la consecución de sus resultados, a los empleados en la mejora de su labor profesional y a los mandos superiores como muestra de liderazgo útil en la empresa.

Rubén González MayordomoRubén González Mayordomo

linkedintwitter

Administrativo de Recursos Humanos en una E.T.T, en la que llevo desde que finalicé la carrera (hace ya 4 años). Las áreas en las que más cómodo me he encontrado trabajando son Reclutamiento y Selección.

Universitario con trabajo

Deja tu comentario

Your email address will not be published.