info@universitariocontrabajo.com 610 788 830

Diego Costa y la Búsqueda de Empleo

Diego Costa y la Búsqueda de Empleo

Andaba la Selección Española de fútbol un tanto preocupada por su último partido en Eslovaquia. La eliminación a las primeras de cambio de un mundial en el que éramos favoritos, junto con unos pobres resultados en partidos amistosos y de preparación para la Eurocopa de 2016, han alimentado debates, tertulias y espacios en noticiarios. Uno de los elementos de este debate era la falta de gol del delantero centro Diego Costa. Esta situación, ¿se podía transformar en ansiedad si no llegaba pronto a perforar la portería contraria?

Cuando no conseguimos los objetivos que nos proponemos, puede aparecer en nosotros un nivel de ansiedad, pesimismo y desconfianza que lo único que hará será dificultar más si cabe alcanzar nuestras metas. Llevando el símil futbolístico a nuestras vidas, ¿no podemos estar sufriendo esto a la hora de buscar un empleo y sufrimos un rechazo tras otro?

Está claro que podemos ponernos como objetivo final conseguir trabajo en un plazo de tiempo X, entrar a trabajar en un sector determinado o hacerlo en una empresa multinacional. No obstante, el resultado final ¿depende sólo de lo que puedo hacer yo? La respuesta está clara: NO. Hay una serie de variables que no puedo manejar y controlar: otros candidatos, vacantes disponibles, inestabilidad mercado laboral, sintonía personal con el entrevistador… Por lo tanto, a la hora de la búsqueda de empleo, nos tendremos que centrar en todas las cosas que dependen de mi para conseguirlo, y nuestros objetivos han de ir encaminados en esta dirección. Objetivos que nos debemos de poner a la hora de buscar trabajo es:

Rellenar un número X de candidaturas a la semana: Todas las webs de las compañías tienen un apartado para rellenar tu perfil y tu currículum. Haz un análisis de tus empresas objetivo y rellena 3 perfiles al día; 15 a la semana o 60 al mes. Para conseguir este objetivo, ten en cuenta también las consultoras de RRHH o de cazatalentos.

 Aplica pronto a las ofertas: Al publicar una oferta en los portales de empleo, es fácil que pronto haya cientos de candidatos apuntados. Tu objetivo es apuntarte cuánto antes ya que es más probable que asú tu cv sea leído. Gestiona bien las alertas de empleo que te envían al mail o y utiliza aplicaciones en tu Smartphone que te avisen cuando se ha publicado una oferta. Oblígate a chequear estos avisos a primera hora y última de la mañana y de la tarde.

Emplea Redes Sociales: Al igual que rellenar candidaturas, tienes que conseguir establecer contacto a través de las redes sociales profesionales como Linkedin con 1-3 personas influyentes al día. Personaliza tu mensaje, di la razón por la que has elegido contactarle. Este motivo tiene que ir más allá de “contacto porque me gustaría trabajar en su empresa”.

Prepara la entrevista: Ni que decir tiene, que ya tienes que tener preparado una presentación de 3 minutos para decirla en la entrevista. Sé escueto, di quien eres, tu formación y un resumen de tus años de experiencia. Trata de decir en este momento qué es lo que te define como trabajador y resalta lo mucho que te gusta tu trabajo y/o tus estudios. Si tienes preparada una presentación clara y concisa, tendrás mucho ganado de cara a ser el candidato elegido. Preocúpate por la empresa. Prepara preguntas , tanto referentes a la organización del departamento como a los retos a los que se puede enfrentar este o la empresa. Ponte como objetivo buscar 2 noticias relevantes de la empresa o del sector que te permita hacer 3 preguntas que no tengan nada que ver con las condiciones del puesto ni del proceso de selección.

Volviendo a la Selección, que Diego Costa hiciera un gol con España era cuestión de tiempo. Estaba poniendo todo de su parte creando ocasiones, yendo a rechaces, buscando el desmarque en el primer o segundo palo…; pero si el objetivo era marcar, ahí entran otras variables que un jugador no puede controlar. Si uno se centra en ellas, producirá la ansiedad y frustración que afecta a muchos delanteros cuando atraviesan una sequía goleadora.

Para la búsqueda de empleo, hemos de comportarnos por tanto como un delantero en una mala racha goleadora. Centrémonos en lo que está en nuestras manos para ponernos los objetivos. Si lo hacemos, no solo habremos aumentado las posibilidades de ser llamados para un proceso de selección, además crecerá nuestra autoestima y confianza de cara a afrontar las entrevistas, factor clave a la hora de elegir un candidato finalista.

PabloSastrePacheco
 Pablo Sastre Pacheco

BLOGICONOlinkedintwitterLicenciado en Psicología, Master en RRHH  y Master en Alto Rendimiento y Coaching Deportivo.
10 años de experiencia en Selección, Formación y Desarrollo de talento en distintas empresas.

 

Deja tu comentario

Your email address will not be published.